como la insulina nos hace engordar y nos causa inflamacion y enfermedades cronicas metabolicas

¿La insulina engorda? Debes Saber ESTO

¿Nos engorda de verdad la hormona insulina?
¿Es la insulina la clave de todo en la ganancia o pérdida de peso?
¿Cuándo se convierte la "insulina elevada" en un problema?
¿Qué debo comprender sobre la insulina si lo que quiero es quemar grasa acumulada en mi cuerpo? En este Vídeo-Post te resumo todo lo que debes saber sobre la hormona insulina y su relación con la ganancia de grasa (cuando está elevada) y la quema de grasa (cuando está baja). También te explico el problema con la continua hiperinsulinemia (insulina elevada) y como esta desencadena procesos inflamatorios que actúan de caldo de cultivo de enfermedades crónicas.


¿PREFIERES ESCUCHARLO?

¿PREFIERES VISUALIZARLO?


¿CUÁL ES EL PAPEL DE LA HORMONA INSULINA?


La insulina parece la mala de la peli.

En verdad es una hormona muy necesaria, y no es mala de por sí, evidentemente.

La insulina es necesaria y simplemente hace su papel.

Es como la "llave" que permite que la glucosa (azúcar) pueda entrar en las células.

Y es la "reguladora" que hace su trabajo para reducir tus niveles de glucemia (azúcar) en sangre al llevarse la glucosa "para otro lado".


¿CÓMO LA INSULINA TE HACE ADELGAZAR (CUANDO ESTÁ BAJA) O ENGORDAR (CUANDO ESTÁ ELEVADA)?


Míralo de esta manera:

Tenemos por un lado los momentos de ayuno (no comer) que si tienen la duración necesaria los niveles de la hormona insulina caen a niveles basales y ello permite que podamos acceder a las reservas de grasa del cuerpo (o sea, estamos viviendo de nuestras reservas de grasa).

Y por otro lado tenemos momentos de ingesta, en los cuales se señaliza que "entra comida” y con ello energía y nutrientes y la hormona insulina se activa para hacer acopio y aprovechamiento de esta energía de la comida y almacenar cualquier excedente.


¿ES DE VERDAD LA INSULINA LA CULPABLE DE QUE ENGORDEMOS O EL CULPABLE ES NUESTRO ESTILO DE VIDA?

Sin embargo, aunque hablemos de la insulina como una hormona casi “engordadora”, de hecho, la culpa no es de ella.

Somos nosotros los que, en el mundo moderno, comemos cada pocas horas y comemos altísimo en carbohidratos (y alto en grasas de mala calidad, también).

Una ventana de ayuno de 12-14h debería ser prácticamente normal y natural, pero se nos hace un mundo porque tener la insulina estimulada y elevada todo el tiempo hace que siempre tengamos hambre.

Y no se trata de hambre de brócoli o de coliflor, sino hambre de carbohidratos refinados: patatas fritas, bollitos, panes, galletas, dulces, chocolates, etc.

En fin, que somos nosotros los que forzamos al páncreas a que libere insulina como un poseso para que no nos mate la hiperglucemia en sangre (azúcar elevada en sangre) que nos provocamos a nosotros mismos cada pocas horas.

La insulina viene a hacer su trabajo de meter esta energía en las células.

Pero claro, las células también se hartan de ella (resistencia a la insulina) , de que siempre venga la insulina a dar por saco y querer meter más glucosa (azúcar) dónde ya no cabe nada, porque tampoco se utiliza realmente ese combustible (sedentarismo) y las reservas que hay en hígado y músculo esquelético ya están siempre llenas.

Y con el tiempo todo este cuadro puede convertirse en resistencia a la insulina.

Y cuando ese exceso de glucosa (azúcar) en sangre no se necesita de forma inmediata ni la quieren las reservas porque ya están llenas...

¿Sabes que pasa? Lipogénesis de novo. Lipo, quéeeee???


EL EXCESO DE AZÚCAR Y CARBOHIDRATOS SE ACABA CONVIRTIENDO EN GRASA Y SE ALMACENA EN TUS ADIPOCITOS EN FORMA DE ENERGÍA DE "RESERVA"


La lipogénesis de novo es el proceso a través del cual el cuerpo convierte el exceso de glucosa (azúcar) en grasa y la acumula en los adipocitos de tu pancita, culete, muslos, pecho, etc.

Sí, el destino de ese exceso de azúcares y carbohidratos en la dieta, cuando somos sedentarios y tenemos las reservas de glucógeno de hígado y músculo siempre llenas suele acabar siendo tus adipocitos (células donde almacenas la grasa).



¿QUÉ DEBES SABER SOBRE LA INSULINA SI TU INTENCIÓN ES QUEMAR LA GRASA ACUMULADA EN TUS RESERVAS?


Si te quedas con 2 conceptos de este Vídeo-Post, que sean estos:

1) Que el exceso de carbohidratos en la dieta si se da el entorno metabólico propicio se convierten en grasa (a través del proceso llamado lipogénesis de novo) y esta grasa se almacena en tus adipocitos y claro, engordas.


2) Que si comes todo el tiempo y comes muchos procesados y refinados... Irás desarrollando lo que se conoce como "resistencia a la insulina" y... El desastre está servido.


LA INSULINA Y LA DIETA CETOGÉNICA (KETO) ¿QUÉ DEBES TENER EN CUENTA?

La insulina, es una hormona "engordadora en verdad". Es anabólica, lo que quiere decir que "aumenta", "crea", "forma".

La insulina no es que sea la mala de la peli, pero sí es la clave de casi todo, cuando hablamos de pérdida de peso y mejora de la salud.


Por ello es muy importante que cuando hagamos dieta cetogénica con el objetivo de perder peso y ganar salud, esta sea bien planteada.

Que comamos de forma en que realmente tengamos la insulina normalizada y que incluso después de haber comido la elevación de insulina sea moderada, no en pico.

Y como siempre os digo, es importante que nos cuidemos mucho de no aportar a tutiplén ambas vías energéticas (grasas y carbs) porque el efecto puede ser de hecho... ¡El engorde!

En este Vídeo-Post del Blog te explico por qué podemos engordar llevando una dieta keto (cuando hacemos las cosas mal, claro está).

Además, por si fuera poco, la insulina es también una pieza clave que hace que desees con locura los carbohidratos (azúcar, harinas, pastas, bollería, chocolates, etc.)

Como te decía anteriormente, cuando hay un exceso de glucosa en sangre que no necesitamos inmediatamente y que tampoco podemos almacenar (los almacenes están llenos) entonces sólo queda convertir ese exceso de glucosa en grasa y almacenarla. "Lipogénesis de novo" se llama este proceso tan inteligente y tan importante para nuestra supervivencia.


Por lo tanto, la insulina es una "llave", una hormona "reguladora" y también una hormona "engordadora".


HIPERINSULINEMIAS (INSULINA ELEVADA): EL PROBLEMA VA MUCHO MÁS ALLÁ DE LA GANANCIA DE PESO


Pero el daño y el problema de tener estas hiperinsulinemias (insulina elevada) todo el tiempo va más allá de ganar peso (¡que ya de por sí es un problemón en toda regla!).


Este estado de continua hiperinsulinemia es muy proinflamatorio. Favorece la inflamación crónica de bajo grado.


INSULINA ELEVADA, INFLAMACIÓN CRÓNICA DE BAJO GRADO Y ENFERMEDAD


La inflamación crónica de bajo grado es ese tipo de inflamación a nivel celular que no se ve, no duele, pero es el caldo de cultivo de casi todos los problemas de salud del mundo moderno.


La hiperinsulinemia y la inflamación crónica que produce da origen a muchas enfermedades crónicas del mundo moderno:

  • Obesidad (si te creías que las grasas en tu dieta y exceso de calorías eran las culpables, has sido, al menos en parte, engañado/a).
  • Hipertensión (si te creías que la culpable era la sal, has sido engañado/a).
  • Enfermedad cardíaca (si te creías que el culpable era el colesterol, has sido engañado/a).
  • Hígado graso (si te creías que la culpable era la grasa de tu dieta, has sido engañado/a).
  • Desarrollo y crecimiento de cáncer (si te creías que era sólo tema de genética y mala suerte has sido, al menos en gran parte, engañado/a).
  • Diabetes tipo 2 (si te creías que la diabetes tipo 2 te había caído del cielo por mala suerte y que medicándote todo bien... Has sido engañado/a).
  • Alzheimer, también llamado "Diabetes tipo 3". (si te creías que era sólo tema de genética, edad y mala suerte has sido, al menos en gran parte, engañado/a).
  • Glaucoma, también llamado "Diabetes tipo 4". (si te creías que era sólo tema de genética y mala suerte has sido, al menos en gran parte, engañado/a).
  • Y no sigo la lista porque no acabo...


CUANDO NOS DIAGNOSTICAN RESISTENCIA A LA INSULINA (RI) ESTA CONDICIÓN YA HA HECHO ESTRAGOS EN NUESTRA SALUD


¿Sabes? Estos temas me tocan mucho. Muchísimo.

Llevo muy mal que estemos enfermos por desconocimiento.


El gran problema de la resistencia a la insulina (que ocurre cuando parte de los receptores de las células se hacen “sordos” a la insulina) es que esperamos a tener una prediabetes o diabetes tipo 2 diagnosticada para hacer algo.

Y la verdad es que la resistencia a la insulina, a esas alturas, ya ha hecho estragos en tu salud.

Si te interesa el tema, tengo una Masterclass muy completa para comprender la resistencia a la insulina y cómo mejorarla dentro de mi Programa Campamento Keto. En cuanto te inscribes tienes acceso inmediato a esta Masterclass y a además a toda mi metodología.

⬆️ Masterclass 100% específica sobre la Resistencia a la Insulina dentro de mi Programa Campamento Keto (tienes acceso a ella nada más inscribirte) ⬆️

1 Nuevo Menú Keto + Keto Recetas cada semana.

Acompañamiento y resolución de dudas.

Plataforma de aprendizaje, retos, recursos.


BUENAS NOTICIAS, LA RESISTENCIA A LA INSULINA SE REVIERTE


¿Las buenas noticias?

La resistencia a la insulina es reversible o al menos mejorable. Según el punto en el que estemos en la escala del mal.

Estos problemas de salud nos los hemos creado por estilo de vida. Pues con estilo de vida podemos revertirlos:

Anímate a contarme en los comentarios qué dudas te quedan respecto al papel de la insulina y cómo esta está directamente relacionada con el hecho de que quememos grasa o acumulemos grasa, según lo que estemos señalizando, ¡te escucho!

Un gran abrazo,

Cristina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.