agua con limon y bicarbonato en ayuno intermitente es recomendable o lo rompe recomendaciones cetosis y consejos para ayunar

¿Puedo tomar agua con limón y bicarbonato en el ayuno?

Aunque muchas personas toman agua con limón y bicarbonato durante el ayuno intermitente por las propiedades beneficiosas y alcalinizantes que se le ha atribuido a esta mezcla, quizás no sea lo más recomendable, porque además de romper el ayuno, podemos desequilibrar el PH natural de nuestro estómago.

Pero vamos por partes, elemento a elemento.

El agua con sal marina no rompe el ayuno, además es muy recomendable ir tomando esta mezcla durante nuestras horas de ayuno para mantener una buena hidratación y un buen equilibrio electrolítico. O sea, tomar sal marina con agua, o agua de mar diluída en agua en el ayuno... Sí.

El agua tibia con limón sí puede romper el ayuno al aportar carbohidratos y activar el sistema digestivo. Para mí lo mejor será siempre limitar la ingesta de líquidos en el ayuno a agua con sal y como mucho, a café o té negro sin edulcorantes ni leche de ningún tipo. Para mí, tomar agua con limón en el ayuno... No.

Para que te hagas una idea, 100gr de zumo de limón nos aportaría los siguientes valores nutricionales:

zumo de limon natural rompe el ayuno valores nutricionales por cada 100 gramos

Y ya llegados a la mezcla de zumo de limón con bicarbonato en el ayuno... Aún con más determinación, en mi opinión te digo... No.

Te lo explico.

¿Qué usos tiene el bicarbonato de sodio?

El bicarbonato de sodio es un antiácido que está en todas las cocinas, si has hecho alguna vez recetas de pan o repostería probablemente lo habrás utilizado. Muchos lo utilizan para aliviar la acidez de estómago, y también es usa en desodorantes de fabricación casera y como producto de limpieza (entre muchos otros usos).

El bicarbonato de sodio en el contexto deportivo

El bicarbonato de sodio es muy barato y muchas personas lo utilizan en el contexto del rendimiento en el ejercicio físico, a modo de suplemento deportivo, ya que parece haberse probado que ayuda a rendir más y mejor en el deporte. Hay bastantes estudios que apoyan esta idea y usado dentro de este contexto, probablemente pueda tener sentido su aplicación.

¿Por qué las personas toman agua con limón y bicarbonato en ayunas?

Como el limón es un alimento muy alcalinizante y el bicarbonato también, prácticamente se ha atribuído a la mezcla de ambos poderes casí mágicos. ¿Recuerdas la "dieta alcalina"? ¿Aquella que triunfó hace unos años y que cojeaba por todos los sitios? Bueno, pues hay una razón por la que no se habla más de ella. Porque no tenía ninguna base ni ninguna evidencia científica real.

¿Mi recomendación? Que te ciñas en tus ayunos a lo que te he recomendado: agua con sal (siempre), y café o té negro sin edulcorantes ni leche de ningún tipo (si no puedes evitarlo).

¿Por qué no es recomendable tomar agua con limón y bicarbonato en el ayuno (o incluso en las ingestas)?

Tomar agua con limón y bicarbonato en ayunas no sólo puede romper el ayuno, sino que puede ser perjudicial para nuestro ambiente estomacal.

Y hay más razones por las que no te recomiendo tomar esta mezcla en tus ayunos:

  • El zumo de limón, tomado cada día, puede erosionar el esmalte dental.
  • El zumo de limón aporta carbohidratos, según la cantidad que utilices, entorpecerá o incluso será una bebida que rompe el ayuno.
  • El estómago es un órgano que va del estado alcalino al estado ácido según necesita. No veo por qué deberíamos estar "fastidiando" al estómago o interfiriendo con su grado de acidez.
  • Aunque muchas personas toman bicarbonato de sodio para "evitar la acidez estomacal", lo cierto es que en la mayoría de casos, lo que interpretamos como "acidez estomacal" es más bien lo contrario, es falta de acidez estomacal. Esto último es lo más frecuente en nuestros días, debido al estilo de alimentación que llevamos y ritmos y frecuencia de ingestas. Tomar bicarbonato de sodio en este caso, puede alterar aún más nuestra condición. Y no mencionemos ya si tomamos Omeprazol o similares a la vez. El daño puede ser considerable. Y nuestra capacidad de digerir y aprovechar nutrientes se verá muy alterada.

Espero haberte dado razones suficientes para poner en duda que tomar agua con limón y bicarbonato en tus ayunos quizás no sea la idea más recomendable.

Un gran abrazo,

Cris

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *